MondoSonoro Discos

Tras vencer definitivamente su timidez interpretativa en “The Messenger” (Warner, 13), Johnny Marr regresa sólo un año y medio después con la segunda entrega absolutamente en solitario de su discografía. El mencionado estreno sorprendió por su ininterrumpida energía y verticalidad, mientras que “Playland” palidece sensiblemente ante la inevitable comparativa, tras presentarse como un disco más meditado y trabajado en base a unos desarrollos que, en ocasiones, resultan infructuosos.

No obstante el principal activo del ex Smiths continúan siendo los temas musculosos y pegadizos, adornados siempre con su inconfundible estilo ejecutivo a la guitarra. Es en términos de calidad y sobre todo efectividad donde el conjunto se resiente con respecto a su antecesor, tras incluir once canciones redentoras del orgullo británico por el indie-rock, pero de pegada y convicción bastante más limitadas.

MÁS SOBRE JOHNNY MARR

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies