MondoSonoro Discos

El verano es un estado mental. Esa es la premisa desde la que acercarse al tercer trabajo de estos getxotarras que condensan en doce temas las playas vacías, el abandono post-estival, y esa deriva ineludible hacia días cada vez más cortos, fríos y oscuros. “Out Of Season” es, como el otoño, la otra cara del verano musical que fue “Seasides”: un trabajo de grandes melodías pop, pero más grises que las de aquel EP predecesor. Smile vuelven a firmar un disco optimista (innegable en “Good Old Times”), aunque menos vitalista. Con canciones cortas y rítmicas, pero menos brillantes; porque fuera de temporada, la luz es más tenue, aunque la luminosidad del single “City Girl” nos hubiera podido desconcertar. “Out Of Season” es, en definitiva, un disco menos surf y más folk. Nostálgicos del verano, es nuestro disco.

MÁS SOBRE SMILE
  • Anónimo

    Lo de calcar frases de críticas de otros medios es muy fuerte…

Mucho tiempo hemos estado esperando algo de aliento de Portishead y, sobre todo, con mucho miedo, ante la posibilidad de que se pudiese romper la impoluta imagen que muchos tenemos del grupo.

Y mientras el tercer disco (dicen que se llamará “Alien”) saldrá a principios de 2003, Beth Gibbons, en colaboración con Rustin´ Man (nombre tras el que se encuentra Paul Webb, bajista de Talk Talk), nos entrega una demostración absolutamente espectacular de mesura, tristeza y sensibilidad totalmente fuera de lo normal. Con una producción espectacular, muy equilibrada, con un sonido de una pureza impactante, en la que los arreglos y las capas de instrumentos fluyen con una naturalidad absoluta, este “Out Of Season” puede que tenga como único punto en común con el grupo de Bristol, la influencia de las bandas sonoras de mediados de siglo. Pero la riqueza es una de las cualidades principales de este disco: de influencias, devaneando entre el folk, la psicodelia pop de finales de los sesenta, el jazz, el soul y el blues de los cincuenta; en los arreglos y melodías, muy trabajadas, destacando las capas de voces que ocasionalmente aparecen en canciones como “Mysteries”; y sobre todo la riqueza de una cantante, Beth Gibbons, de una versatilidad absoluta, abundante en registros, capaz de dar la intensidad necesaria en cada instante, de profundizar hasta el detalle en las historias del disco y permitirte vivirlas intensamente. Uno de los discos del año.

MÁS SOBRE BETH GIBBONS

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies