quentin gas

25.- Quentin Gas y Los Zíngaros

Caravana

(Fun Club)

(ROCK) Caravana cuenta el trayecto que hicieron los gitanos de Oriente a Occidente hasta llegar a Andalucía. De ahí que este álbum tenga mil colores y huela a cardamomo, jazmín o romero con la misma intensidad. Rock flamenco empapado por la psicodelia que une a Triana con Tame Impala, catorce temas que absorben los instrumentos autóctonos encontrados en el camino para tejer, bajo una tormenta eléctrica de riff, quejíos y teclado omnipresente, un universo propio en el que la voz de Quentin serpentea a sus anchas. David Pérez

 


 

24.- Hal Incandenza

“Calor”

(Lost Worlds)

(ELECTRÓNICA) Henry Saiz está de vuelta con nuevo alias y su disco más lúdico y lúbrico hasta la fecha. Una inmersión en las cristalinas aguas ibicencas de la mano de una serie de amigos y amigas (Eloy, HNIN, Mammals y Linda Mirada) que ponen voz a las fantasías discotequeras del productor madrileño. Luis J. Menéndez

 


 

zoo

23.- Zoo

“Raval”

(Propaganda Pel Fet!)

(MESTIZAJE) No han perdido las ganas de utilizar su música como instrumentos de reivindicación. Once temas que, a pesar de ser difíciles de enmarcar dentro de unos patrones estilísticos concretos, consolidan al grupo en lo que definen como “música festiva donde trabajamos géneros afroamericanos con connotaciones electrónicas”. Andrea Coll Pons

 


 

22.- La Bien Querida

“Fuego”

(Elefant)

(POP) Una mirada hacia delante que celebra en sí mismo la trayectoria del grupo, ya que a este Fuego lo avivan todos los ingredientes que han hecho de La Bien Querida lo que es: el punto castizo de Romancero, la fusión tropical de Fiesta, la electrónica de Ceremonia y la oscuridad de Premeditación, nocturnidad y alevosíaCristina Pancorbo

 


 

animic

21.- Anímic

Skin

(BCore)

(ELECTRÓNICA) Visto en perspectiva, el ritmo casi tribal que dominaba “Hannibal” (que ya tuvo su versión remixed, como una suerte de mensaje de lo que estaba por venir) se revela como avanzadilla del cambio, con una electrónica oscura que ya había aparecido antes de forma puntual -también en discos lejanos, como “Himalaya” (09)-, pero que ahora lo domina todo, cediendo completamente el protagonismo vocal a Louise Sansom (entre tanto, Ferran Palau ha ido creciendo en sus entregas en solitario). Enrique Peñas